miércoles, 16 de diciembre de 2015

Evaluaciones

Hemos dedicado la clase de hoy a hablar de la evaluación.
Con metodologías como las que usamos en clase, sin exámenes tradicionales, la calificación se ha de enfocar de otro modo. Desde principio de curso los alumnos tienen a su disposición tanto en la web del departamento como en el aula virtual la programación donde se incluyen, entre otras cosas, los criterios de calificación. A pesar de ello la mayoría (por no decir todos) no los han mirado así que hoy, que era el momento de poner notas, hemos tenido que explicarlo de nuevo.
Para no crear falsas expectativas y en contra de lo que hacemos otros años, esta vez he hablado individualmente con ellos, partiendo de la calificación que habían puesto en su autoevaluación, comparando lo que yo pensaba que habían hecho con lo que ellos creían.
Hablar de su proceso de aprendizaje, las dificultades, los progresos, las actividades, las carencias, los propósitos nos ha servido, tanto a ellos como a mí, para darnos cuenta del momento en el que estamos. Al decirles la calificación a cada uno todos la han encontrado razonable, sin ninguna discusión o decepción. Alguno incluso esperaba menos nota, quizá al no ser consciente de su progreso (nos falta experiencia con los diarios de aprendizaje). Parece que no hacen falta exámenes para calificar, cada uno es consciente de donde está, incluso los que han suspendido la materia.